L'enKanteri


Llamador de Ángeles Lunas y Estrellas

Llamador de Ángeles Lunas y Estrellas

19,00 €

Producto Disponible (1 En Stock) - (Imp. Incluidos)



DESCRIPCIÓN

Llamador de ángeles de plata con lunas y estrellas.

Medidas: 1,4 cm de diámetro aproximadamente.

Incluye: La primera limpieza del llamador, bolsa de tela y la leyenda.

PROPIEDADES

Cuenta la leyenda que los duendes estaban en peligro y tuvieron que huir de su hogar. Los ángeles les dieron un regalo, un llamador de ángeles, este les ayudaría por si un día estaban en peligro y necesitaban su ayuda. Tenían que agitar el llamador y las pequeñas campanillas que hay en su interior sonarían y avisaría a los ángeles y estos irían en su ayuda.

La única condición que les pusieron es que cada llamador de ángeles era para uso personal, si lo dejaban o daban a otra persona sus poderes mágicos se desvanecerían.

Las mujeres Indias que están embarazadas lo usan como un amuleto protector para ellas y el bebé. Les protege de cualquier negatividad externa (enemigos, envidias, celos, mal de ojo, etc.). Lo llevan colgado a la altura del ombligo.Cuando el bebé nace la madre tiene que decidir si se queda ella el llamador o se lo regala a su hijo.

Dicen que si un día el bebé está nervioso o inquieto podemos hacer sonar el llamador y los bebés recuerdan cuando estaban en la barriguita de la madre y se calman.

MODO DE USO

Se puede llevar de varias maneras diferentes.

- Cómo colgante, puesto en la pulsera, en el llavero, enganchado con un imperdible, o dejarlo en la mesita de noche y hacerlo sonar mañana y noche.

- Las mujeres embarazadas se lo pueden colgar a la altura de la barriga. Pero si no les apetece colgarselo lo pueden llevar encima o dejarlo en casa.

LIMPIEZA Y RECARGA

Para limpiar el colgante:

- Incienso: Podemos pasar el humo de un incienso alrededor del llamador de ángeles. El incienso debe limpiar las energías negativas. (incienso de salvia, sangre de dragón, clavo, palo santo, copal, ruda, romero, etc).

- Cuencos tibetanos o crótalos: Pondremos el llamador dentro del cuenco o debajo de los crótalos y los haremos sonar. Su vibración y sonido limpiará la energía negativa.

- Sal: No la recomendamos ya que podría dañar la plata.

Para cargar el llamador podemos usar la luz solar, la luz de la luna (creciente o llena), tierra (maceta con plantas o jardín) o encima de una drusa de cuarzo blanco o amatista.