L'enKanteri


Pulsera mineral bola de ámbar

Pulsera mineral bola de ámbar

20,50 €

Producto NO Disponible - (Imp. Incluidos)




El ámbar es resina de un árbol coní­fero (normalmente un pino) solidificada y fosilizada en el perí­odo del oligoceno. El árbol cuando tiene una agresión para poder curar su herida libera una resina que contiene una sustancia llamada ácido succínico, un analgésico natural que protegerá y sanará al árbol. Con los años (entre 60 y 100) la resina se fosiliza y se convierte en ámbar.

DESCRIPCIÓN

Pulsera elástica de bolas lisas de ámbar.

Medida de la bola: Unos 5 mm aproximadamente.

Incluye la primera limpieza del mineral y un pequeño resumen con las propiedades.

PROPIEDADES MÁGICAS DEL ÁMBAR

  • Conexión con la tierra y asienta las energías superiores.
  • Sana y limpia energéticamente.
  • Absorbe energí­as negativas y las transmuta en energí­as positivas.
  • Proporciona estabilidad.
  • Puede ser de ayuda en estados depresivos o suicidas. Favorece un estado mental positivo.
  • Aumenta el intelecto.
  • Despierta la creatividad.
  • Da equilibrio y paciencia.
  • Favorece la toma de decisiones.
  • Benéfica para la memoria.
  • Aporta paz.
  • Potencia la confianza en uno mismo.
  • Promueve el altruismo y da sabiduría.

SALUD

  • Limpia los chakras.
  • Da vitalidad al cuerpo.
  • Rebaja el dolor.
  • Equilibra el cuerpo y lo ayuda en temas de sanación.
  • Elimina el estrés.
  • Trata la garganta.
  • Para problemas de estómago, bazo, riñones, vejiga, hígado y vesí­cula biliar.
  • Puede mejorar el dolor de las articulaciones.
  • Da fuerza a las membranas mucosas.
  • Revitaliza los tejidos.
  • Trabaja el chakra del ombligo.
  • Reduce los dolores dentales.

*Texto extraí­do de la Biblia de los cristales.

LIMPIEZA Y RECARGA DEL ÁMBAR

Al ser una resina no aconsejamos limpiarla con productos que contengan alcohol ya que podrí­a dañar la resina y quedar una textura un poco pegajosa.

Aconsejamos limpiarlo con agua o con humo de incienso que limpie energías negativas.

Para cargarlo podemos trabajar sobretodo con la luz del sol (intentar que no sea directa para no dañarlo). También podemos trabajar con la luz de la luna o la tierra.